La obesidad infantil, un problema de peso

Según la OMS, laobesidad infantil es uno de los problemas de salud pública a escala mundial más graves del siglo XXI. El Estado español, concretamente, se sitúa en el grupo definido con un porcentaje de más del 25% de exceso de peso, cerca de los países con cifras más altas.

Elalimentación y laactividad física son factores clave en el desarrollo de la obesidad infantil. El sedentarismo se ha convertido en una amenaza para los niños y jóvenes, ya que pasan más horas sentados delante de ordenadores o videoconsolas. Podemos encontrarnos, si no hacemos nada, ante la paradoja de que, en el momento histórico de más conocimiento y desarrollo tecnológico, las nuevas generaciones serán las primeras con menos esperanza de vida respecto de generaciones anteriores.

Pero la obesidad y el sobrepeso no son simplemente un problema estético, sino que representan un auténtico problema social de salud, Con implicaciones importantes a corto, medio y largo plazo, tanto físicas, como emocionales y sociales. Repercuten en la persona que tiene obesidad, pero también tienen consecuencias económicas y en el sistema sanitario.

Hace dos años, desde el Instituto DKV de la Vida Saludable, lanzamos DKVApptívate, un proyecto que reúne diferentes iniciativas que buscan impactar en niños y jóvenes, pero también en familias, con el fin de provocar un cambio de hábitos y de estilo de vida de niños y adolescentes hacia otros más saludables.

Para intentar llegar a niños y jóvenes hemos usado su lenguaje y su medio, un videojuego, y hemos involucrado cuatro YouTubers con audiencias millonarias entre este público.

Además, otras acciones más convencionales como talleres de hábitos saludables para niños, el I Estudio sobre la obesidad infantil en España, o la Escuela de la Milla aportan sentido y globalidad al proyecto.


la Cátedra DKV de Educación para la Salud de la Universidad de Padres ofrece a las familias, de manera gratuita, contenidos sobre cómo educar a los niños y cómo enfrentarse a diferentes situaciones en relación con la alimentación.

La colaboración con la Fundación Universidad de Padres no puede ser más positiva, ya que nos ha permitido llegar a muchos padres y madres, concienciarlos de la magnitud del problema y proporcionarles recursos para poder enfrentarse al problema.

Somos conscientes de que sólo el compromiso de todos los agentes implicados, de manera transversal, hará posible un cambio de hábitos real que podrá conseguir que los niños tengan una vida más saludable y un futuro mejor.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *